Ciro Gomes es un hombre explosivo que suele perderse por la boca. Pero este líder de un poderoso clan familiar del nordeste de Brasil, que fue alcalde, gobernador, diputado y ministro, está tratando de controlarse para su tercer asalto a la presidencia.

El abogado de 60 años, que pasó por casi todo el arco de partidos, busca abanderar ahora a la centro-izquierda para llenar en las elecciones de octubre el vacío del encarcelado expresidente Lula da Silva, favorito pese a todo en los sondeos.

Gomes fue ministro de Hacienda en 1994, en el primer año de aplicación del Plan Real contra la hiperinflación, pero ahora es visto como un peligroso «populista» por muchos operadores de mercado por sus promesas de eliminar el techo de gastos públicos y de dar marcha atrás en la apertura del sector petrolero.

Su posterior paso como ministro de Integración Nacional de Lula, de 2003 a 2006, y su compromiso con los más humildes, hace que muchos votantes de izquierda lo vean como opción ante la invalidación más que probable de la candidatura del exmandatario, que cumple una condena de 12 años de prisión por corrupción y lavado de dinero.

Pero Gomes también inspira recelo en el electorado de Lula y en las encuestas no aparece como el principal beneficiario eventual de sus votos.

Entre sus apoyos más ilustres figura el de Caetano Veloso.

«Voy preparándome para, con firmeza, votar a Ciro Gomes, como un homenaje a Lula, al Fernando Henrique Cardoso del Plan Real y a los esfuerzos para engrandecer a Brasil«, ha dicho el cantautor.

Sin falsa modestia, este cacique nordestino afirma ser el político «experimentado, honesto y con autoridad» que el gigante latinoamericano necesita para superar su crisis y su polarización.

«Tal vez me toque a mí ahora, en este campo progresista, la gran responsabilidad de no dejar que Brasil se desmorone hacia el retroceso«, dijo en junio.

Nacido en el interior de Sao Paulo, a los 4 años se mudó a Ceará, un estado que su familia lleva tiempo gobernando. Como heredero del clan que inició su padre, Ciro Gomes se convirtió en 1989 en el alcalde más joven de Fortaleza, la capital, y luego en un aplaudido gobernador (1991-1994), cargo que años después ejercería su hermano Cid.

Noticias Globovision