fbpx

Límite de retiro dificulta el pago de nóminas en las fincas

56

La bancarización en el sector rural, donde el obrero que ordeña vacas no sabe de tarjeta de débito, solo del billete; está paralizada. En las unidades agropecuarias la forma de pago es en efectivo. Con la medida de topes de retiros de entidades bancarias las fincas se las ingenian para no retardar los desembolsos de salarios y sueldos.
Gustavo Romero, productor de Perijá, señala que desde hace un mes tiene inconvenientes para cancelar las remuneraciones a sus trabajadores. “La nómina (semanal) es de 70 mil bolívares y en el banco solo nos dejan sacar 40 mil (por cheque)”,  reseña Yasmín Ojeda, de La Verdad.
Explica que debe hacer “varios cheques a terceros para completar los salarios a pagar”. Moviliza a otras personas para lograr el monto total porque “al obrero, que muchas veces no sabe leer y no puede llegar al banco, hay que pagarle como sea, él no sabe de las restricciones en los bancos”.
Luego de perder tiempo y hacer cola, obtener el dinero es otra contrariedad. La entrega se registra en billetes en baja denominación. “El pago es como quiere el banco, en billetes de dos y cinco bolívares. Y así hay que pagarle al trabajador”.
«Consumo del efectivo»
José Velázquez, socio de la firma de servicios contables Enrts & Young, considera que la medida “viene a agravar la situación” con mayor énfasis en las pequeñas empresas. Las restricciones de la moneda son consecuencia de dos elementos: “la inflación fuera de control y la denominación de los billetes”.
Analiza que mientras la variación de precios de bienes y servicios se mueve en indicadores de 180 por ciento interanual, el efecto se refleja en el poder de compra y la demanda de billetes. “Un consumo del efectivo”. El papel moneda de 100 bolívares ya “es insuficiente”.
Velázquez advierte que las empresas que necesitan transacciones en efectivo “van a tener que trabajar con mayor cuidado su tesorería”. Al empleado recomienda instruirlo en “lo posible”. Aunque reconoce que en el campo hay obstáculos. Hay que “ajustarse a las circunstancias muy rápido. El ambiente es tremendamente retador para las Pymes”.
Las recomendaciones rondan a organizar la información financiera y asistencia de especialistas que “modelen la inflación utilizando las mismas cestas de productos que utiliza el Banco Central de Venezuela para hacerla y de estimar la interna porque los porcentajes varían muchísimo de compañía, región y actividad”.

Comentarios