fbpx

Reacciones de la ONU ante muertes en la frontera de Venezuela y Brasil

136

El Secretario General de la Organización de Naciones Unida (ONU) Antonio Guterres pidió «encarecidamente» el uso de armas letales contra la población civil por parte de los efectivos de las FANB.

Estas declaración se emana luego de la reunión sostenida con el canciller venezolano Jorge Arreaza.

Venezuela ha cerrado su frontera con Brasil y evalúa hacer lo mismo con la de Colombia. Según informaciones de prensa, en una comunidad indígena fronteriza entre Venezuela y Brasil, en el municipio Gran Sabana, dos personas de han muerto y una docena han resultado heridas cuando trataban de impedir a los militares que obstaculizaran una carretera sobre la que deberá pasar la ayuda humanitaria a partir de mañana.

El portavoz del Secretario General dijo que la ONU está intentando confirmar esta información y, en todo caso “cualquier pérdida de vida es lamentable”.

Ante los eventos previstos para este sábado, cuando la oposición quiere introducir al país la ayuda humanitaria que está en países vecinos, “el Secretario General pide encarecidamente que se evite la violencia”. Guterres sigue la situación “con creciente preocupación” y “seguirán de cerca lo que ocurra” este sábado.

Por su parte Jorge Arreaza aseguró este viernes que los pemones heridos en la mañana de hoy en el estado Amazonas, presentaban heridas de “armas blancas y lanzas”, por lo que desestimó las acusaciones de la etnia indígena que señalaba a militares venezolanos como los culpables de estas agresiones.

Para ACNUR, la agencia para los refugiados “es de la máxima importancia que la gente que necesita protección internacional pueda buscar protección cuando lo necesitan”, decía el portavoz de la agencia, Adrej Mahecic preguntado por el cierre de fronteras en rueda de prensa en Ginebra.

 

Comentarios